Hospital Militar de Zaragoza

//Hospital Militar de Zaragoza
Hospital Militar de Zaragoza 2019-01-21T11:12:50+00:00

Descripción del proyecto

Pvc conductivo en Hospital Militar de Zaragoza

Instalación de Zaradecor en el Hospital Militar de Zaragoza, poniendo un pavimento de pvc conductivo con su correspondiente soldado de juntas y remonte perimetral de media caña. Estos pavimentos resultan ideales para quirofanos en zonas hospitalarias.

La formación de cargas estáticas en los productos poliméricos es un fenómeno siempre presente y con el que estamos bastante familiarizados en nuestra vida diaria. Conductividad es el término que se refiere a la capacidad de un material para conducir una corriente eléctrica o «morir a tierra». En términos no técnicos, esto puede ser descrito como la capacidad de un material para llevar o “conducir”
una corriente eléctrica.
La conductividad eléctrica o la conductancia específica para un pavimento formado por varios materiales es
también una medida de la capacidad del material de conducir una corriente eléctrica.
Una corriente eléctrica es una medida cuantitativa de la cantidad de partículas cargadas que pasan a través de un medio. Para que se cree una corriente eléctrica, es necesario que haya una señal eléctrica con diferencia de potencial entre dos puntos en un medio conductor con una fuente de energía para accionar la carga.
La Resistencia eléctrica de un material es una medida de su resistencia al flujo de una corriente eléctrica. Un ohmímetro es un dispositivo que se utiliza para medir esta conductividad o resistencia eléctrica. La conductividad o resistencia eléctrica de un sistema de pavimentos se mide por lo tanto también con un ohmímetro.
Efectos en la industria
Esta increíblemente rápida transferencia de cargas de lo que había sido previamente un estático (sin movimiento) puede provocar incendios, explosiones, crear calor, luz e incluso sonidos.
Pueden interferir en el funcionamiento de ordenadores, sistemas de comunicación y otros equipos electrónicos tales como maquinaria de calibrado y pesajes.
Es este potencial „micro rayo“ o chispa invisible, imperceptible y sin advertencia es la que debe ser prevenida o controladaen industrias susceptibles.
El límite del voltaje por encima del cual pueden producirse interferencias depende del tipo de protección del equipo. Para muchos componentes electrónicos puede estar bastante por debajo del límite de sensibilidad humana. Generalemente se acepta que los equipos informáticos deb en estar protegidos contra cargas estáticas de 5 KV como mínimo. Para áreas con baja protección contra la electricidad estática, la protección del equipo deben ser al menos de 15 KV. Los ordenadores y microprocesadores pueden resultar dañados durante su fabricación o manejo por cargas o descargas estáticas.